TU ESPACIO PARA AGREGAR Y DESCARGAR MUSICA CATOLICA, CHARLAS, HOMILIAS, ORACIONES, MEDITACIONES, VIDEOS Y MAS.



CURSO BÁSICO PARA SOLISTAS, COROS Y MINISTERIOS CATÓLICOS SERVIDORES EN LA SANTA MISA

Miercoles, 04 Agosto 2010 03:44


CURSO BÁSICO PARA
SOLISTAS, COROS Y MINISTERIOS CATÓLICOS
SERVIDORES EN LA SANTA MISA

Coro de Alabanza
NUEVA ESPERANZA

Parroquia San Jacinto de Polonia

Año 2010

Comunidad Darío González, Barrio San Jacinto,
San Salvador, El Salvador.





RECOMENDACIÓN GENERAL:

REALIZA VARIAS COPIAS DE ESTE ESCRITO, REÚNE A TU GRUPO O CORO PARA QUE JUNTOS LO LEAN DETENIDAMENTE, ANALÍCENLO, DISCÚTANLO Y EJECÚTENLO.





ESQUEMA DE LOS CANTOS DE LA SANTA MISA CATÓLICA:


I- Canto de entrada.
II- Canto del Señor Ten Piedad (Kyrie Eleison).
III- Himno del Gloria.
IV- Salmo Responsorial.
V- Aclamación antes del Evangelio (Aleluya).
VI- Canto de presentación de los dones (ofrendas).
VII- Canto del Santo.
VIII- Padrenuestro (cantado).
IX- Canto de Paz
X- Canto del Cordero de Dios (Agnus Dei).
XI- Canto de Comunión y Canto de meditación o acción de gracias.
XII- Canto final.






I- CANTO DE ENTRADA

Es la primera expresión de fe, de unidad, del sentido de la celebración y de la alegría de hermanos que se encuentran entre ellos y con su Padre Dios.
La liturgia es celebrada por un pueblo, el pueblo de Dios, cada uno y todos participan según su función propia. Pertenece al pueblo, que en este momento, manifiesta su fe y sus alegrías.

¿QUIEN ENTONA EL CANTO DE ENTRADA?
Este canto facilita la participación de todo el pueblo (no es un canto sólo del Coro que es escuchado por la Asamblea). Se recomienda que todos los asistentes lo sepan, al menos la parte que llamamos “coro”.
La labor correcta de todos los músicos en ese momento será lograr que toda la Asamblea cante el canto de entrada, si lo logran: “están haciendo lo que deben hacer”.

¿COMO SE CANTA EL CANTO DE ENTRADA?
Se debe cantar con alegría, jubilo y entusiasmo, por que así lo requiere el momento litúrgico de la celebración que ya dio inicio. Es preciso ser congruentes con lo que cantamos y vivimos. Los músicos litúrgicos deben acompañar correctamente el momento litúrgico que se esta celebrando.

¿CUANDO DA INICIO EL CANTO DE ENTRADA?
Cuando el responsable de la monición hace la invitación y al iniciar la procesión hacia el altar, o cuando el sacerdote así lo indique. Antes, el responsable de la monición ha presentado al celebrante, movimiento o comunidad litúrgica y coro que acompaña.

¿CUANDO FINALIZA EL CANTO DE ENTRADA?
Cuando el sacerdote después de la procesión ya se encuentra frente al altar. El canto de entrada no deberá de prolongarse más allá de la estrofa o coro inmediato a la llegada del sacerdote al altar.

RECOMENDACIONES PARA ELEGIR EL CANTO DE
ENTRADA:

1) De todos los cantos disponibles, habremos de seleccionar los que tengan un carácter procesional y separarlos. Es decir, los que hablen de caminar, peregrinar, subir, andar juntos como Iglesia, en unidad, que hablan de ir a la casa del Padre, de llegar al altar, de ponerse en marcha, de avanzar, de levantarse y continuar.

2) Revisarlos para ver si tienen un toque de entusiasmo, energía y jubilo para animar y cumplir con el fin de la procesión. Aquí también debes revisar tu corazón, si de verdad sientes ese gozo y ese deseo de caminar en unidad.

3) Revisar si todos estos cantos ya los conoce la comunidad, para que puedan cantarlos todos los celebrantes. Y si no los canta, con honestidad aceptar que tu labor y desempeño como músico en la misa “anda mal”.

4) Nunca cantes sólo: tú o tu coro.

5) Todos los cantos deberán ser de acuerdo al Tiempo Litúrgico que se esta viviendo: Adviento, Navidad, Cuaresma, Pascua, Pentecostés, Tiempo Ordinario.

6) Si se canta el canto de Entrada, un lector recitara la antífona que aparece en el Misal. De lo contrario, lo hará el mismo sacerdote después del saludo.







II- CANTO DE SEÑOR TEN PIEDAD (Kyrie Eleison)

Este canto nos ayuda a expresar que el Hijo conoce nuestra condición humana y que venció el pecado del mundo. No es un canto deprecatorio.

¿COMO DEBE SER EL CANTO DE SEÑOR TEN PIEDAD?
Debe ser una expresión viva, como aclamación a Cristo Jesús implorando su misericordia. No hacen falta muchas palabras.
Este canto forma parte de los cantos ordinarios de la Misa.
puede ser cantado o recitado.

RECOMENDACIONES PARA EL CANTO DE SEÑOR TEN PIEDAD:
1) El texto debe ser una letra corta. Hemos de cantar solamente el texto: Señor ten piedad, Cristo ten piedad, Señor ten piedad.
2) La expresión “de nosotros” ya no tiene caso, pues estaríamos repitiendo algo que ya dijimos. Si estamos pidiendo al Señor que tenga piedad, ya supone que sea de nosotros, es decir, de quienes se lo pidamos.
3) El arreglo musical debe de ser breve y simple, a fin de no dar una importancia indebida a este momento. Por supuesto que no debe por ello dejar de ser bello y dulce.
4) Este es un canto que debemos animar a que la Asamblea reunida lo cante, que responda y aclame, que viva y goce. Que la Asamblea lo repita junto al coro después que un vocalista cante cada una de las estrofas.
5) Hay que procurar que aunque sea un canto breve y aparentemente simple, no se deje de cantar, por lo menos en las celebraciones dominicales y en todas las festividades.
6) No se canta el canto de Señor ten piedad cuando el Sacerdote utiliza la formula: “Tu que has venido a sanar a los corazones afligidos” …






III- HIMNO DEL GLORIA

Este himno es una hermosa Doxología o alabanza a Dios, fruto de la inspiración poética de las comunidades cristianas primitivas. No es un canto presidencial, es un canto de la asamblea.

¿CUANDO SE CANTA EL HIMNO DEL GLORIA?
En las siguientes Misas:
- Sábado 5 p.m.
- Santa misa Dominical.
- Celebraciones especiales.

¿CUANDO “NO” SE CANTA EL HIMNO DEL GLORIA?
- Cuaresma.
- Adviento.
- Misas entre semana sin celebraciones especiales.

RECOMENDACIONES PARA EL HIMNO DEL GLORIA:
1) Este himno no puede ser reemplazado por otro canto de alabanza, sino que debe mantenerse la letra que viene en el Misal (Oración del Gloria), ya que se trata de uno de los más hermosos textos de la Iglesia primitiva.
2) El contenido del texto deberá hacer alusión y glorificar al: Padre, Hijo y Espíritu Santo.
3) El mejor texto para componer el Himno del Gloria es el texto de la oración misma. Es de suma importancia que lo conozca toda la Asamblea y que sea cantado a viva voz.
4) Existen formas de cantar este Himno sin mutilarlo ni alterarlo, y vale la pena adoptarlas o componer nuevas e incluso recitarlo debidamente. En ningún caso adoptar un canto que aunque en su letra diga “Gloria” no tiene nada que ver con este Himno. Ejemplo: Gloria, Gloria Aleluya …






IV- SALMO RESPONSORIAL

El Salmo corresponde a la Asamblea que formula su respuesta a la Palabra utilizando las mismas palabras inspiradas por Dios. Si el Salmo no se canta, se recita. Con su voz modulada, el salmista intenta dar vida al Salmo, y por lo tanto, debe expresar y comunicar los sentimientos de alegría o de dolor, de penitencia o de jubilo, de admiración o de lamento del texto. Esto exige una preparación teórica y practica, ya que no se trata de poner a un aficionado al que se le facilita el cantar.

¿CUAL ES LA FINALIDAD DEL SALMO RESPONSORIAL?
Su finalidad es interiorizar y prolongar el mensaje de la Primera lectura. Es parte de la Liturgia, y nunca debe cambiarse por otro canto o himno, aunque sea más bonito. Como se toma del Leccionario, tiene que ver con la Primera lectura.

¿SALTERIO, SALMO O SALMODIA?
SALTERIO: Es la colección de 150 salmos que están en la Biblia.
SALMO: Es el cántico acompañado por un instrumento musical o no. Es decir, la letra que se cantará.
SALMODIA: Es la música, la melodía, el tono, prácticamente la forma de cantar los Salmos.

¿QUIEN PUEDE CANTAR LOS SALMOS?
Muchas personas tienen buena voluntad para cantar los Salmos, pero no todos deben hacerlo, por que un salmista debe estar preparado. Quien quiera ser salmista debe tener en principio una buena pronunciación y claridad en su voz, es decir, debe tener una buena dicción. Debe manejar muy bien la modulación de la voz y debe saber manejar un micrófono.
Es muy importante que tenga buena voz, pero esto no quiere decir que cante fuerte, sino que su timbre sea apto para este momento tan especial de la oración cantada.

SUGERENCIAS PARA QUIEN CANTA UN SALMO:

1- El Salmista tiene que preparase con tiempo para su intervención, mínimo ocho días antes, sin dejar nada a la improvisación. “Nada de hay se va”… Debe prepararse leyendo, ensayando y por encima de todo orando y meditando el Salmo que se va a entonar y descubriendo qué le dice ese Salmo a él.
2- Si algún músico instrumentista va a acompañar al salmista, los dos deben ensayar juntos con tiempo. Deben ponerse de acuerdo y el salmista nunca deberá permitir que el músico improvise alguna melodía, por que podría echar a perder toda su preparación previa.
3- Muy importante: La voz del salmista no deberá ser opacada por el sonido del o los instrumentos que lo acompañan. El instrumentista deberá tocar una música de fondo que contribuya a realzar el sentimiento del Salmo.
4- Cuando un salmista canta un Salmo, debe cantarlo desde el ambón y su vista debe mantenerla siempre allí en el ambón, en una actitud de oración profunda inspirando a los demás a orar también.
5- Nunca debe decir “TODOS” para indicarle al pueblo que le toca cantar. Su voz y una breve pausa al terminar la estrofa debe hablar por si misma. Si hay un instrumento, este puede ayudar a dar la pauta de entrada.
6- La respuesta solo la canta el pueblo, y el salmista debe permanecer en el ambón hasta que termine la ultima respuesta del pueblo. No debe retirarse antes por ningún motivo

¿COMO SE CANTAN LOS SALMOS?
Se cantan por medio de formulas salmódicas (8 tonos gregorianos), pero tu mismo puedes poner tus propias formulas. El único requisito es que las melodías inspiren a orar a quienes canten o escuchen y que sean fáciles de entonar por el pueblo. Se trata que ayuden a la oración y participación del pueblo.







V- ACLAMACIÓN ANTES DEL EVANGELIO (ALELUYA)

Es un canto considerado dentro del grupo de aclamaciones litúrgicas. La palabra ALELUYA significa “Alabad a Yahvé” o “Alabado sea Yahvé”.
Es la alegría que se canta a sí misma por que no tiene palabras para expresarse.
Se toma exclusivamente una frase del Evangelio, y están en el Leccionario.

¿QUIEN CANTA EL ALELUYA?
Debe ser cantado por toda la Asamblea, todos deben participar del gozo de tener un encuentro con el Señor que habla. Es toda la Asamblea que se pone en marcha hacia el Señor, aclamando con entusiasmo, dentro de un ritmo comunitario y coral.

¿COMO DEBE SER EL CANTO DE ALELUYA?
Debe entonarse la frase “ALELUYA” como parte de la música. Puede componerse una melodía para la frase, pero teniendo presente la facilidad de entonación para beneficiar a la asamblea y que no se sienta forzada, como que se hizo a última hora.
- No se debe convertir el “Aleluya” en un canto de estructura similar a la de un Salmo Responsorial.

¿CUANDO NO SE CANTA EL ALELUYA?
El Aleluya no siempre se canta. En el tiempo de cuaresma se omite la palabra “Aleluya” y un verso breve de carácter aclamativo la reemplaza. Nosotros conocemos ese verso como: “HONOR Y GLORIA A TI SEÑOR JESÚS”. Si no se canta se puede omitir (IGMR 39).

¿ACLAMACIÓN O ALELUYA?
Si no se canta el canto de ALELUYA o el verso anterior se podrá entonar una melodía que se refiera a una invitación a la palabra de Dios. Ejemplo:
Tu palabra me da vida…
La Biblia es palabra…
Escuchen hoy la voz del Señor….

¿CUAL SERÁ LA FORMA IDEAL DE CANTAR EL ALELUYA?
Con alegría y gozo, de pie y atentos.

¿CUAL ES LA ESTRUCTURA IDEAL DEL CANTO DE ALELUYA?
Inicia un solista o un pequeño coro cantando el Aleluya, enseguida la Asamblea contesta Aleluya, posteriormente se lee o se canta el versículo evangélico y finalmente se repite Aleluya. Si no es posible que la asamblea sepa y ensaye el verso intermedio, que lo cante el coro o un solista.

TOME EN CUENTA QUE:
Si el lector desde el ambón lee el verso intermedio del misal, el canto de aleluya no deberá cantarse con versículos evangélicos o cualquier otra frase, pues se estaría repitiendo una doble monición. Es de importancia que coro y lector estén de acuerdo con lo que están realizando.

El coro y el lector deberán ponerse de acuerdo previamente si la invitación a la Asamblea será para entonar el canto del Aleluya o para entonar un canto de aclamación (tu palabra).

Si el monitor invita a entonar el canto del aleluya y contrariamente el coro canta una melodía de aclamación crea una confusión, incoherencia y falta de concordancia.







VI- CANTO DE PRESENTACIÓN DE LOS DONES (OFRENDAS)

Durante mucho tiempo hemos empleado mal el lenguaje, llamando a este canto “El canto de Ofertorio”. El canto de ofrendas es un canto de la Asamblea que acompaña este momento en el que se ofrece el pan y el vino que se conviertan en el Cuerpo y la Sangre del señor. Hasta este punto no hay victima, sino que solamente es la preparación de los dones. En este momento puedes entregar tu propia vida, tus sueños, tus anhelos, tus problemas y también tus miserias al Señor pues “entre mas valioso sea nuestro obsequio, mas expresara nuestro amor”.

¿COMO SE CANTA ESTE CANTO?
No necesariamente debe cantarse. Existen 3 posibilidades:
Primera posibilidad:
Hacerlo todo en silencio o con música de fondo, dándole un reposo al alma y a nuestros sentidos. Deberá cuidarse entonces que las piezas interpretadas por el instrumento no estorben, no roben esa paz que debe existir.
Segunda posibilidad:
Hacer el canto. Los cantos elegidos deben ser revisados a conciencia en su letra y en su música. No deben insistir en el aspecto de ofertorio, sino en el aspecto de donación o entrega o bien de alegría por sabernos hermanos reunidos en torno a Cristo, o también pueden ser cantos que prolonguen el contenido entregado por Dios en la Palabra, o el que se esta viviendo en determinado tiempo litúrgico. Se recomienda que sus arreglos musicales sean suaves y bellos para que ayuden a destacar ese momento de reposo.
El coro deberá revisar la letra de los cantos recomendados para las ofrendas. No debemos de utilizar cantos que repitan el contenido de la oración universal o cantos que: “no tengan nada que ofrecer”.

Para la letra del este canto tome en cuenta que: “Ofrecer no es lo mismo que pedir” como lo sugieren algunos cantos de ofrenda.

EJEMPLO DE CANTO QUE NO TIENE QUE OFRECER:

Que nos conduzca la Iglesia, por tus senderos Señor,
que los Obispos y el Papa, nos encaminen a ti.
Te lo pedimos, óyenos Señor,
Te lo pedimos, óyenos Señor,
Que nos sintamos hermanos, unidos siempre en tu amor,
que todos juntos hagamos, la gran familia de Dios.

Tercera posibilidad:
Se puede recitar en voz alta las plegarias de presentación de dones y que el pueblo conteste lo que le toca responder en ese momento: “Bendito seas por siempre, Señor”.
Ello evidentemente no se tiene que hacer cuando hay música de fondo o cuando no se esta cantando.
Cualquiera que se elija para este momento no debe alargarse mas allá del tiempo destinado para ello.
Se debe estar muy pendiente del ritmo que lleva el sacerdote, a fin de no terminar ni antes ni después, sino que justamente con él. Lo mas importante del canto de ofrenda es que la letra tenga un sentido claro que: “El pueblo le esta ofreciendo al señor Dios”.

¿QUIEN INTERPRETA ESTE CANTO?
Puede ser interpretado únicamente por el Coro, dándole así el mismo sentido que la música de fondo, o puede ser cantado por toda la Asamblea, lo cual no se debería de hacer muy a menudo, ya que la obliga a estar activa y la asamblea debe tener ese momento de reposo que hemos mencionado.

¿CUÁL ES EL ERROR MAS FRECUENTE QUE SE COMETE EN ESTE CANTO?
El error mas frecuente es llamarlo “canto de ofertorio” cuando se verdadero nombre es “canto de las ofrendas o los dones”, que no es lo mismo, pues este canto debe exaltar el momento en que la asamblea prepara los dones y ofrendas reales que serán entregadas a Dios aunque se de en el momento del acto de ofertorio que realiza el sacerdote, así pues, el canto interpretado deberá hacer alusión a la entrega de dones y entre mas grande y real sea lo que ofrecemos será mejor

OFERTORIO: Parte de la misa en que el celebrante Ofrece a Dios la ostia y el vino antes de la consagración.
OFRENDA: los dones que la asamblea ofrece a Dios.







VII- CANTO DEL “SANTO”
El Santo que sigue el Prefacio es la mayor aclamación de la Misa, por eso debe ser el primer canto por orden de importancia. Es una expresión de reconocimiento hacia la grandeza y la santidad de Dios. Es una aclamación que une a la Iglesia terrestre con la celeste.

¿CUAL ES EL ORIGEN DE LA ACLAMACIÓN DEL SANTO?
La primera parte la forman las palabras que escucho el profeta Isaías de boca de los serafines, y la segunda parte es la alabanza con la que la multitud aclamo a Jesús al entrar a Jerusalén.

¿CUAL ES EL CONTENIDO DEL SANTO?
- Tres veces Santo: Santo, Santo, Santo y Bendito.

¿QUIEN CANTA LA ACLAMACIÓN DEL SANTO?
Es un canto que pertenece tanto al sacerdote como al pueblo y el Coro es parte de ese pueblo. El Santo no debe de ser cambiado por otro canto religioso, debe conservarse la letra que esta en el Misal (aunque se pueda hacer alguna paráfrasis).

¿COMO SE CANTA EL SANTO?
Como es una aclamación, debe ser entonado “con entusiasmo, con alegría, con energía”. Pero no debe de perderse de vista que es un canto celestial, por lo que debe ser acompañado por una melodía bella, que invite a cantar desde lo más profundo del alma. Aunque toda la estructura de los cantos de la misa lleve una secuencia solemne el canto del Santo siempre deberá ser alegre, rápido y fuerte resaltando el entusiasmo, la alegría y la energía que exalta de la asamblea la aclamación y reconocimiento hacia la grandeza y la santidad de Dios.

ES IMPORTANTE: “El santo es un canto que debe ser entonado por Todos, por lo que su estructura debe ser de fácil aprendizaje y repetición”.







VIII- PADRE NUESTRO

Este es uno de los más grandes tesoros de la Iglesia primitiva. Es la misma oración que Cristo nos enseño. Sin embargo, no siempre debe cantarse, también se recita, que es lo más ordinario.

¿POR QUÉ SE CANTA EL PADRE NUESTRO?
Por que el canto es una oración y la oración es un canto. Recuerde que el que canta ora dos veces.

¿CUANDO SE RECOMIENDA CANTAR EL PADRE NUESTRO?
Se recomienda que se cante en las fiestas, solemnidades y en los domingos.

¿COMO SE CANTA O SE RECITA EL PADRE NUESTRO?
Si se canta o se recita debe de hacerse con el corazón, sin prisa, meditando cada palabra que vamos pronunciando, fijándonos perfectamente en lo que estamos diciendo, ya que, como lo expresamos anteriormente, es el mismo Cristo el que nos enseña a hablar al Padre.

¿QUIEN CANTA EL PADRE NUESTRO?
Es un canto de la Asamblea. Le pertenece al pueblo. Debe de ser entonado o recitado por todas las personas. Es un momento en que no se aceptan exclusividades, adornos corales complicados ni cambios en el texto original, pues Cristo es el autor. Conviene que toda la Asamblea conozca la melodía, y en caso contrario, conviene ensayarla antes de la celebración.







IX- CANTO DE PAZ

El canto de paz nos invita a vivir el momento de paz interior y con nuestros hermanos.
Nos invita a tener una convivencia pacifica y armónica como iglesia.
Un abrazo o un apretón de manos nos une mas como hermanos en cristo y nos ayuda a la reconciliación.

¿CUÁL ES LA IMPORTANCIA DEL CANTO DE LA PAZ?
Por que este es el momento del acto de fraternidad entre los fieles durante la misa, es en este momento donde se unen los lasos de hermandad.
No deberá haber otro momento de la misa en que se exprese los lazos de fraternidad, es por eso que es innecesario que los fieles se tomen de la mano durante el Padre Nuestro.

¿QUIEN CANTA EL CANTO DE PAZ?
Toda la asamblea.

¿CUANDO SE CANTA EL CANTO DE PAZ?
SIEMPRE, aunque no es un canto obligatorio y puede ser sustituido por un silencio.
No tengas miedo al silencio que puede acompañar el signo de dar la paz.
Recuerda que el silencio también es música. Espera, en ese momento de paz no es necesario decir palabras, basta con un apretón de manos o darnos un abrazo y “es mejor no cantar nada”.

¿CUÁNDO INICIA EL CANTO DE PAZ?
En el momento en que el sacerdote nos invita al saludo de paz.

¿CUÁNDO FINALIZA EL CANTO DE PAZ?
Si se decide cantar el canto de paz, debe terminarse justo cuando el sacerdote toma el Pan para partirlo, a fin de iniciar el “Agnus Dei”, o cuando el sacerdote finaliza el saludo de paz a los feligreses.

Al finalizar el canto de paz se inicia inmediatamente el canto de Cordero, una ves que se encuentre el cáliz y las ostias sobre el altar.







X- CANTO DEL CORDERO DE DIOS (Agnus Dei)

Este es un canto que acompaña a otro momento litúrgico: el rito de la fracción del pan y la inmisión (infusión o inspiración),la cual tiene un simbolismo muy rico de unidad de toda la Iglesia en un mismo Pan compartido y en un mismo Cáliz.
Inmediatamente el sacerdote se prepara con una oración privada para recibir el fruto del Cuerpo y la Sangre de Cristo.
Los fieles hacen lo mismo en silencio, desde su lugar.

¿QUE ES EL CANTO DEL CORDERO DE DIOS?
Es un canto sacrifical que da sentido al gesto de Jesús, que partió el pan diciendo: “Tomad y comed”… “Tomad y bebed”… y que acompaña la fracción del Pan.
Es un canto que acompaña la fracción del mismo Pan que nos estamos preparando para comer en la Comunión.

¿QUE SIGNIFICA AGNUS DEI?
Significa en latín “Cordero de Dios”, y es la figura del cordero herido que representa a Cristo y su sacrificio evocado en la Eucaristía.

¿QUIEN CANTA EL CANTO DEL CORDERO DE DIOS?
La asamblea en este momento esta en silencio acompañando al sacerdote en el fraccionamiento de la ostia consagrada.
Este no es un canto del pueblo, así que puede ser cantado por el Coro o por un solista, y no necesariamente por toda la Asamblea, aunque se sugiere que el pueblo debe cantar las respuestas de “ten piedad de nosotros” y “danos la paz”.

¿CUAL ES EL CONTENIDO DEL CANTO DE CORDERO DE DIOS?
Dos veces: “Cordero de Dios que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros”

Una vez: “Cordero de Dios que quitas el pecado del mundo, Danos la paz”


¿CUANDO DA INICIO EL CANTO DEL CORDERO DE DIOS?
Cuando el sacerdote fracciona la ostia consagrada.


¿COMO SE CANTA EL Agnus Dei?
El canto tiene dos partes:
La Invocación: “Cordero de Dios que quitas el pecado del mundo”.
La respuesta: “Ten piedad de nosotros y danos la paz”.
La Invocación y la respuesta podrán ser repetidas según lo exija la acción.

RECOMENDACIONES PARA EL CANTO DEL CORDERO DE DIOS:
1- Nunca se sustituya el canto del Cordero de Dios por otro de los llamados “cantos de paz”.
2- El canto comienza en el momento en que el sacerdote toma el Pan para partirlo.
3- No se altere el texto litúrgico original cuando se trata de componer una melodía.
4- Procúrese que el arreglo musical y coral sea sencillo, breve y suave, tomando en cuenta las formas de invocación y respuesta. “El canto debe respetar el texto original sin alterarlo”.
5- Recuerda que no es el momento de un lucimiento coral, sino de acompañar el momento litúrgico que se esta viviendo, aunque cante solamente el coro.







XI- CANTO DE COMUNIÓN

Es uno de los dos cantos procesionales. Da expresión al gozo que sentimos todos por la unidad en el cuerpo de Cristo y la realización del ministerio que se esta celebrando.
El canto debe expresar, por la unión de voces, la unión espiritual de quienes comulgan, demostrar la alegría del corazón y hacer más fraternalmente la procesión de los que van avanzando para recibir el Cuerpo de Cristo.

¿QUIEN CANTA EL CANTO DE COMUNIÓN?
Todos, ya que es un canto en el que el pueblo debe participar entonando aunque sea la parte que llamamos “coro”, ya que con ello se manifiesta también muy claramente la unidad.

¿COMO DEBE SER EL CONTENIDO DEL CANTO DE COMUNIÓN?
- El contenido del canto ha de ser propiamente eucarístico (agradecer la presencia real de Jesús en el sacramento y la comunión que EL realiza en los hermanos).

- Tú puedes ir haciendo la elección de tus cantos si pones atención a la letra del mismo y al tiempo o momento litúrgico de que se trate.

- La letra y el contenido litúrgico del canto de comunión deberá ser bíblico.

- El sentido del canto deberá estar acorde a la lectura del Evangelio.

- Es recomendable consultar los salmos y las citas bíblicas a los cuales se les podrá hacer arreglos musicales y de contenido pero sin alterar su estructura.

ES MUY IMPORTANTE:
- El canto de Comunión debe ser cantado.
- Que el canto de comunión tenga un sentido “solemne” y cree por si mismo un ambiente de comunión.
- Que tenga relación intima con el evangelio.
- Que tenga como referencia las sagradas escrituras.
- Que lo cante toda la asamblea.

DURANTE EL CANTO DE COMUNIÓN:
- No entonar cantos con letra y música “comercial”.
- Lograr que la asamblea lo cante.
- No entonar cantos extraños o populares, auque sean católicos, con contenido NO bíblico.
- No dar un espectáculo, concierto o show musical.

¿QUE CANTOS SE PUEDEN ELEGIR PARA ESTE MOMENTO DE LA CELEBRACIÓN?
En general, durante los tiempos mas importantes del año litúrgico (Pascua, Cuaresma, Navidad y Adviento), es preferible que la mayor parte de los cantos usados en este momento sean de una naturaleza propia del tiempo litúrgico que se celebra. Por ejemplo:
1) Adviento: pueden entonarse cantos que resalten ese momento de espera, que hablen de que el Señor esta cerca y pronto nacerá, de que hay que preparar el corazón para que sea hoy un pesebre.
2) Pascua de Resurrección: Los cantos manifestaran el gozo de la nueva vida que nos fue alcanzada por el sacrificio de Cristo, de que EL esta vivo y venció la muerte.
3) Tiempo Ordinario (el resto del año): pueden usarse cantos que no choquen con el carácter pascual de cada domingo.

¿CUANDO INICIA EL CANTO DE COMUNIÓN?
INICIA cuando comulga el sacerdote.

¿CUANDO TERMINA EL CANTO DE COMUNIÓN?
TERMINA al terminar los fieles de comulgar, ¿Por qué? Por que es muy importante el “silencio Sagrado”.

“SILENCIO SAGRADO”
Hay un momento después de la Comunión que es importantísimo que vivan todos los presentes en la celebración, incluyendo a las personas del coro y a los músicos: es el “Silencio Sagrado”.
El Silencio Sagrado es un momento de paz interior que se manifiesta con el silencio exterior y nos ayuda a comunicarnos íntimamente con el precioso huésped que ha llegado.
- Un músico no tiene derecho de robarle este momento a la Asamblea por un mero lucimiento personal. Además es el momento mas que indicado para que el coro y los músicos se unan también a la celebración del banquete y participen de el.
- La música instrumental puede acompañar al Silencio Sagrado, pero nunca como un concierto y ni siquiera con volumen alto o con lo que pareciera un volumen normal.
- Esta música instrumental debe ser interpretada muy suavemente, de modo que no interrumpa a los fieles y mucho menos les estorbe.


CANTO DE MEDITACIÓN O ACCIÓN DE GRACIAS

- En caso de celebrarse la memoria de la Bienaventurada Virgen Maria, puede entrar en este momento un canto mariano, lo mismo si es la fiesta de un Santo. En cambio, no seria litúrgico emplear cantos con motivos profanos.
- En el caso que se entone un himno después de la comunión ese canto conclúyase a tiempo para dar lugar al Silencio Sagrado. Puede ser un Salmo, un himno de acción de gracias, o algún otro canto de alabanza, pero siempre inspirados en la Sagrada Escrituras, aunque no recoja ningún texto bíblico en particular.
- Este canto puede proporcionar una expresión apropiada de unidad en el Señor Eucarístico. Como no se especifica ningún texto particular, hay amplia oportunidad para la creatividad.







XII- CANTO FINAL

- El canto de salida nunca ha sido una parte oficial del rito, por lo que los músicos son libres de planificar el canto y la música que proporcione una terminación apropiada a la liturgia.
- Es preciso que la Eucaristía tenga una conexión con la vida: que salgan los participantes con un compromiso, con una esperanza, con la sensación de haber crecido en la fraternidad y en la decisión de dar testimonio en medio del mundo.

¿CÓMO DEBE SER EL CANTO FINAL?
- No es obligatorio cantar al final, sino que puede usarse un himno instrumental o coral. En caso de hacerlo, debe expresar lo mencionado anteriormente (alabanza, gratitud, compromiso, testimonio).
- También puede entonarse un canto profano cuyo tema sea religioso o el himno del santo cuya fiesta se ha celebrado o un canto mariano.

¿DEBERÁN LOS FIELES ABANDONAR LA IGLESIA DESPUÉS DEL CANTO FINAL?
El canto final acompaña a los fieles mientras éstos se retiran del templo, no es indispensable que los fieles esperen a que termine el canto final para marcharse.

¿CUÁNDO INICIA EL CANTO FINAL?
Cuando el sacerdote se despide dando la bendición a los fieles o cuando después de esta se realiza alguna oración.

¿CUÁNDO TERMINA EL CANTO FINAL?
Cuando los fieles hayan abandonado la iglesia, si permanecen algunos en oración se les deberá facilitar el momento para le meditación.

¿PUEDEN SER LOS CANTOS MARIANOS CANTOS DE SALIDA?
Un canto final Mariano puede ser el momento para la veneración de la Santísima Madre de Dios dentro de la celebración litúrgica que en ocasiones “ni se menciona a María en la Misa”, como el canto final es considerado un canto libre, este puede ser dedicado a nuestra Madre Celestial, principalmente el día Sábado que es el día de María.







XIII- CANTOS DE CONVÍVIO Y AVIVAMIENTO

¿CUAL ES FINALIDAD DE ESTOS CANTOS?
Los cantos de convívio y avivamiento exalta el momento de una actividad grupal religiosa que no sea el rito de la misa. Deben crear ese momento de alegría, jubilo y gozo para compartir y escuchar la palabra de Dios.

¿CUÁNDO SE UTILIZAN ESTOS CANTOS?
En eventos especiales, fiestas convívios religiosos, asambleas carismáticas, vigilias y retiros.

¿CUÁNDO NO SE CANTAN ESTOS COROS?
En la misa, procesiones y rezos del rosario o defunción y aquellos eventos donde se requiera de un ambiente de solemnidad.

¿SE PUEDEN CANTAR ALABANZAS DE OTRAS DENOMINACIONES RELIGIOSAS?
Solamente en los eventos antes mencionados.
Existe una disputa generalizada entre las denominaciones religiosas por la autoría de tal o cual canción, dicha disputa ha trascendido hasta la Iglesia Católica. Por ser todos hijos de Dios los cantos religiosos no deben ser objeto de discordia mas estos, independientemente de la denominación religiosa, nos llevan al encuentro con El.

RECOMENDACIONES PARA CONVÍVIOS:
- Planificar los cantos haciendo un esquema previo.
- Los cantos deben ser conocidos por la asamblea para que se facilite el que ella lo cante.
- No interprete cantos que solo usted conoce.
- El coro debe lograr un ambiente envolvente motivando a los fieles a la participación activa.
- Es muy importante darle el espacio e importancia a la Madre de Dios incluyendo cantos alusivos a ella.







XIV- CÁNTICOS NAVIDEÑOS

Los cánticos navideños o villancicos se interpretan para las fiestas de navidad y año nuevo creando el ambiente propio de la época de celebración del nacimiento del redentor.

¿CUÁNDO SE COMIENZA A CANTAR LOS VILLANCICOS?
Después de adviento que termina antes del 24 de diciembre,
Si son interpretados antes de esta fecha se interrumpe la solemnidad del adviento. Las canciones navideñas antes de la fecha deberán ser autorizadas por el párroco.

¿CUÁNDO SE TERMINA DE CANTAR LOS CANTOS NAVIDEÑOS?
Finalizan el día de Reyes.








XV- RECOMENDACIONES PARA LOS COROS

- Los coros deberán utilizar el mínimo de instrumentos musicales, los mas recomendados son los de tecla y de cuerda.
- Evitar los instrumentos y equipo de sonido que produzcan música estridente.
- El sonido de las voces y los instrumentos musicales no deberán ser mayor que el sonido del micrófono del celebrante.
- Los cantos deberán ser bien seleccionados siguiendo las disposiciones señaladas a lo largo de este libro.
- El coro debe hacerse presente a la celebración con suficiente tiempo para hacer los arreglos necesarios.

EN CUANTO AL LOS ENSAYOS DEL CORO:
- No se deberán improvisar los cantos. Es importante la selección de los mismos en un ensayo previo.
- No deberán ensayar durante la celebración litúrgica ni mucho menos, una vez iniciada, salirse de la misa para hacerlo.
- El ensayo periódico permite mejorar la calidad de las voces, eliminar errores y fallas, fomentar lasos de hermandad y crear responsabilidades.
- Los ensayos constantes perfeccionan al coro y lo hacen mas eficiente.
- Durante los ensayos repasar las técnicas de canto y durante la liturgia aplicarlas lo mejor posible.

ALGUNAS TÉCNICAS DE CANTO SON:

1) POSTURA CORRECTA: Firme y segura y no fláccida o
caída.

2) DISTANCIA ENTRE LA BOCA Y EL MICRÓFONO:
10 cm. +/-
- Si esta muy cerca produce el efecto de “pop”.
- Si se esta muy cerca sobresale una voz mas que otra y no se escucha al
unísono o como “coro”.
- Si esta muy cerca de la boca opaca la voz del otro
compañero o compañera y hasta de los instrumentos
musicales. Si el cantante no es muy bueno se escucha con
mas claridad los errores.

3) VOCALIZACIÓN:
- Cantar con el estomago, que el aire fluya desde el
estomago.
- Cantar suave sin gritar o exaltar la voz.
- Entonar los cantos de acuerdo al ensayo.
- Si su voz no lo permite no esforzarla en los tonos altos.
- No apoyar las manos sobre el estomago, esto entorpece el
flujo de aire.
- Refrescar las cuerdas bucales con agua al tiempo, pero no hacerlo dentro de la celebración litúrgica.

4) SONIDO:
- El volumen de cada cantante del coro deberá ser
personalizado y se deberá ajustar de tal forma que todas las
voces se oigan al mismo nivel.
- Los micrófonos unidireccionales son para una persona, si en
estos cantan varias personas se escuchara con mas fuerza
el que se encuentre al frente de este.
- Cuando se canta en grupo se deberán utilizar micrófonos
panorámicos para que se escuchen todos por igual.

5) INSTRUMENTOS Y EQUIPO:
- Los instrumentos musicales y el equipo de sonido no se
deberán ajustar ni mucho menos afinar una vez iniciada la
celebración.
- Revisar el equipo para prevenir la retroalimentación o
feedback causante de interferencias en la celebración.
- Revisar los micrófonos para eliminar el efecto de pop
ocasionado también por una falla en la regulación de los
sonidos bajos.

EN CUANTO A SU PARTICIPACIÓN DENTRO DE LA MISA:
- Recuerde que el Coro también es parte del pueblo, su
intervención como tal indica que deberá participar en todos
los momentos de la misa:
- Deberán orar, comulgar, hincarse, pararse, repetir y contestar (sin el micrófono) tratando de formar parte de ese pueblo y no interfiriendo o separarse de el.
- Los integrantes del coro son parte de la asamblea y miembros del pueblo, no tienen privilegios ni inmunidad o gracias especiales. Deberán participar como tal.
- Nunca cantes sólo tú sin tomar en cuenta a tu coro.

EN CUANTO A LOS LIBROS DE CANTO:
- Los libros de canto son una referencia y no son los cantos “oficiales”.
- Es conveniente revisar estos libros y seleccionar aquellos cantos considerados “Católicos” y Litúrgicos (Bíblicos).
- Seleccionar de estos libros los cantos mas adecuados a las disposiciones que hemos señalado durante lo largo de este libro.
- Los Coros y los músicos no deberán alterar o modificar el texto o la música de los cantos ya conocidos por el pueblo y que son de dominio publico.
- Interpretar los cantos así como son conocidos dándole el toque personal de acuerdo al estilo de música que el coro exprese sin alterar en gran medida el contexto musical y el texto mismo.
- Se deberá seleccionar un canto cuyo espirito y mensaje este coherente a la lectura Bíblica del Evangelio y no aquel que se asemeje solo por una frase o palabra.
- El mejor canto es aquel que tenga un referente Bíblico.

EN CUANTO A LOS SOLISTAS:
- Las interpretaciones a coro (varias voces), pueden resultar más fáciles de cantar por una Asamblea, ya que por lo general el solista tiende a “personalizar” el canto.
- Le resulta mas difícil a una Asamblea cantar un canto interpretado por un solista, mas si este ejecuta el canto poniéndole muchos “adornos” pensando en “embellecer” la melodía.
- Un solista podrá cantar la parte de la estrofa, y el resto de los miembros del Coro junto con la Asamblea repetirá la parte que le llamamos “coro”.

EN CUANTO AL COMPORTAMIENTO:
- Los integrantes del coro no deberán interrumpir por ningún motivo la celebración platicando entre si, ni harán acciones que distraigan la atención de la Asamblea.
- No platicar ni interrumpir la misa.
- Cuidado con las personas ajenas al coro que con su actitud distraen la atención del coro, interrumpen la quietud y perturban la actividad del mismo.
- El comportamiento de las personas que integran un coro debe ser ejemplarizante tanto dentro de la celebración como en su vida privada, pues los ojos de Dios así como los de su pueblo aquí en la tierra están sobre ellos.
- Se recomienda que el coro tenga una vestimenta uniforme: mejora la presentación y disciplina.
- Los ojos de la gente están sobre las personas que hacen protagonismo.
- Mantener una actitud disciplinada dentro de la celebración y pregonar con el ejemplo.
- La importancia de la preparación técnica y litúrgica de los coros no es para cambiar radicalmente su actitud dentro de su respectiva parroquia sino mas bien para sensibilizar en el correcto papel de estos y mejorar en lo posible el desempeño dentro de la misa a través del conocimiento de las normas litúrgicas para los coros.
- Es importante que los coros se instruyan periódicamente, que evolucionen y que no sean estáticos ni retrógrados.
- La capacitación y formación de coros es para que estos realicen “un mejor trabajo” dentro de sus parroquias y la Iglesia misma.
- De los errores no es correcto pensar : “así lo canta la gente”, “así es en nuestra parroquia”, “así lo dice mi sacerdote”, etc.
- Para el compositor y el ejecutante por igual hay un desafió sin precedentes: deben realzar la Liturgia con nuevas creaciones de variedad y riqueza y con aquellas composiciones del tesoro de música litúrgica honrada por el tiempo y que pueden todavía servir a las celebraciones de hoy.






LOS 44 PECADOS DE LOS CANTANTES SERVIDORES CATOLICO
(POR: Coro Nueva Esperanza)

1- Hacer del altar un escenario.
2- Imponer siempre su gusto personal.
3- Cantar por cantar y hacer ademanes, gesticulaciones o movimientos corporales durante la celebración.
4- "Sólo toco de mi modo".
5- Ir siempre contra la idea del equipo de celebración (liturgia) y del padre.
6- Escoger siempre la misma música y/o los mismos cantos.
7- Usar instrumentos desafinados.
8- Tocar músicas de novela en bodas.
9- Afinar los instrumentos durante la misa.
10- Colocar letra religiosa en músicas pagana de los tops 10 o de cantos del mundo.
11- Nunca estudiar liturgia.
12- No prestar atención en la letra del canto.
13- No leer el Evangelio del día, antes de escoger la música e improvisar a última hora.
14- Cantar demasiado fuerte en el micrófono, o sea, el suyo es siempre el más alto que el del otro compañero.
15- Volumen de los instrumentos mucho por encima del volumen del micrófono del sacerdote.
16- Cantar solamente el coro por que la asamblea no conoce el canto.
17- Cantar sólo para exhibirse (estrellismo).
18- Distraer a la asamblea con conversaciones paralelas durante la misa.
19- No avisar al padre las melodías que serán cantadas.
20- Nunca ensayar nuevas canciones ni estudiar el instrumento que ministra (voz, guitarra, teclado...).
21- Ensayar todo antes de la misa.
22- Cantar música desconocida por la asamblea.
23- Usar ropa bien extravagante, que llame la atención.
24- Hacer de cuenta que está en un show de rock.
25- Tocar músicas fuera de la realidad y del tiempo litúrgico.
26- Hacer el máximo de bullicio.
27- No tener vida interior u oración con el ministerio entero.
28- Repetir en el fin de cada celebración: "ustedes son óptimos, yo soy sólo lo ¡máximo!"
29- Cantar sin invitar al Espíritu Santo.
30- Trabajar sin humildad .
31- No poner a Dios sobre todas las cosas.
32- El no saber que el Sacerdote es el que Dirige.
33- Cantar cantos no litúrgicos durante la Liturgia.
34- Utilizar malas palabras y blasfemias dentro de los templos.
35- No respetar tu tiempo ni el de los demás (Llegar tarde).
36- Ir al Coro para conseguir Novia/o (según el caso) y utilizarlo como club social....
36- Cantar desafinado!! , mínimo cantar afinado o bajarle al volumen cuando no podemos atinarle a una nota.
38- Dejar que los problemas de novios, novias y tragedias románticas destruyan un coro.
39- Ir a cantar la Misa somnoliento, enojado, crudo (hemos visto uno que otro) o de malhumor.
40- Ir a cantar borrachos y/o con aliento alcohólico, se ve fatal, aunque el o los que van así crean que nadie se da cuenta.
41- Ser sólo músico... olvidando lo más importante: SER HIJO DE DIOS
42- Ser incoherente, mantener un divorcio entre lo que Canta y lo que Hace.
43- Decir que así catamos por que así le gusta a la gente, así le gusta a mi párroco y así lo cantamos en nuestra parroquia.
44- No participar de la misa como todo un fiel hincándose, parándose, respondiendo y comulgando como los demás.







BIBLIOGRAFÍA:

 Curso básico para coros, Padre Víctor Ordóñez. Parroquia Jesús manso y humilde de corazón, arzobispado de San Salvador, 2007.

 Curso básico de liturgia desde la Eucaristía, Pbro. José del Carmen Cervantes Contreras y Dra. Blanca Sánchez Gil. Arquidiócesis de Morelia, Pastoral Litúrgica, México. Mayo de 2003.

 La música en el culto católico, Comisión de Obispos para la Liturgia, Estados Unidos, 1983. Números 41, 53-74, 76.

 Criterios para la selección de los cantos de la misa, Arturo Reyes. Lima, Perú.