TU ESPACIO PARA AGREGAR Y DESCARGAR MUSICA CATOLICA, CHARLAS, HOMILIAS, ORACIONES, MEDITACIONES, VIDEOS Y MAS.



No todo el que diga Señor, Señor! sino el que cumple la voluntad del Padre.

Lunes, 16 Abril 2012 17:05

Jesús llegó a decir: Si alguno me ama, guardará mi Palabra, y mi Padre le amará y vendremos a él y haremos nuestra morada en él. Qué importantes y profundas son estas palabras del Maestro. Puesto que todos los que deseamos seguirle y cumplir su voluntad nos integramos o buscamos constantemente discernir en qué consiste de manera diaria y específica las actividades que debemos realizar a fin de permanecer en agrado a Jesús, en agrado a Dios.
Como resultado de esto, muchas veces caemos en una especie de "activismo": hacer, hacer, hacer. Buscamos tener mayor eficiencia en hacer "lo que Dios quiere". Hacerlo bien, hacerlo pronto. No obstante en este hacer, hacer y hacer, podemos caer en la tentación de olvidarnos de cómo es que debemos cumplir con esta voluntad del Señor. Cristo nos ha dicho lo que debemos hacer: estuve desnudo y me vestiste, estuve sediento y me diste de beber, estuve forastero y me hospedaste; enfermo, anciano y preso y fuisteis a verme. Queda claro el qué debemos hacer, el qué quiere Dios que hagamos. Pero si bien es cierto que la eficiencia, la diligencia, la prontitud en realizar la Voluntad de Dios, es importante, no es menos importante la actitud, el ánimo, el cómo la llevamos a cabo. Dice San Pablo en la Primera Carta a los Corintios: "si no tengo amor, nada soy." La Voluntad de Dios, debemos realizarla siempre con AMOR. La diligencia sin caridad, es eficiencia. El cumplimiento sin amor es eficacia. Pero el cumplimiento, la diligencia, la prontitud en el servicio a los hermanos realizados con caridad son AGAPE, es decir, donación de uno mismo, como Cristo se entregó por cada uno de nosotros, obediente hasta la muerte en la cruz. Tanto agradó a Dios Padre este anonadamiento del Hijo, que lo exaltó por sobre todo lo creado y le dio el Nombre que está sobre todo nombre. Así también nosotros seremos exaltados por el Amor de Dios si nos entregamos por Amor y con Amor. QUE ASÍ SEA!! DIOS TE BENDIGA!!!